NOTICIAS

Popularidad en las aplicaciones de entregas a domicilio.

Zacatecas, Zac.- Las plataformas de entrega a domicilio se convirtieron en un aliado agridulce para el sector…

Zacatecas, Zac.- Las plataformas de entrega a domicilio se convirtieron en un aliado agridulce para el sector restaurantero de Zacatecas.

En los tiempos del confinamiento, del 20 % se pasó al 90 % el número de establecimientos que usaban este servicio, sin embargo, ante el alza de la demanda, también se incrementaron las comisiones para las empresas. De una venta de 100 pesos, los restaurantes llegan a pagar hasta 45 pesos por la entrega a domicilio.

Crearon su propia plataforma, pero no tuvo éxito; contra la pared, deben elegir entre operar entregando la mayoría de sus ganancias o tener ventas insuficientes.

No tuvo los resultados que se querían y, lamentablemente, al día de hoy, ya no está operando”, menciona Carlos de la Torre García. presidente de CANIRAC.

“Hay ciertos riesgos, en algún momento, cuando llueve, más ahorita, en esta época, se pone muy resbaloso el piso, la llanta me ha tocado que se derrama en bajada. A veces, de repente, se cierran o no te ven, o en momento, como te digo, me tocó chocar con una camioneta”, explica Omar, un repartidor.

Para Omar, repartidor bajo este esquema desde hace cuatro meses, fue una forma de emplearse. Tuvo que comprar una motocicleta para hacerlo, de su comisión descuenta la gasolina, el mantenimiento, un seguro para la unidad y, en caso un percance, pagar los daños. En las calles, el riesgo es grande, pero no tiene seguro.

Al parecer lo que te dan va calculado conforme a los kilómetros recorridos, como puede ser un viaje corto, puede ser de 20 pesos, de 20 a 30 pesos”, comenta Omar.

Actualmente, dos aplicaciones de entrega a domicilio operan en la entidad, dos más están en puerta. Ante el alza de comisiones, una parte de los establecimientos se han bajado de las plataformas.

En una triangulación digital, los restaurantes pagan por la entrega a domicilio, otro tanto le cuesta al cliente y, quienes realizan el trabajo, reciben el mínimo por hacerlo. Pero parece que no hay vuelta atrás.

“Muchos teníamos el servicio de reparto en los restaurantes, lo cual es incosteable por los temas de accidentes y cosas, mantenimiento, temas de repartidores, que implicaba mucho costo”. Finaliza el presidente de CANIRAC.


Información: Noé Marin.
Redacción: Karla Castañeda.