OPINIÓN SOBRE PROTESTAS DE TAXISTAS

9 octubre, 2019

Fuente: Televisa Regional Compartir Fuente: Televisa Regional

Ciudad de Mexico, México

La controversia generada por la aparición de las plataformas de monetización de servicios y su supuesta legalidad, ha generado polémica entre el sector del transporte público .

Sin embargo, es importante entender su naturaleza, por lo que algunos expertos en materia digital, opinan al respecto:

Primero que nada, debemos dejar claro que estas plataformas no brindan directamente el servicio, pues este lo brinda el personal inscrito, mismos que expiden factura de acuerdo a la ley vigente, por lo que graban I.V.A. y obliga a la persona física o moral que expidió el documento a estar fiscalizado y rendir declaraciones y a su vez a un pago de impuestos, por lo que, sí tributan y muy probablemente estén mejor fiscalizados que los servicios de taxi público regular.

El servicio no es público, por lo que no incurre en ninguna falta a alguna ley o reglamento, ya que ningún usuario puede solicitar el servicio sin antes haber descargado la aplicación, inscrito sus datos y sin haber agregado un método de pago apegado a los los términos y condiciones, o sea, un aceptar un contrato privado de forma digital.

Lo cual nos lleva cuestionar el siguiente punto, ¿Estas plataformas deberían ser reguladas por la Secretaría de Movilidad de cada estado, o por la Ley Federal del Trabajo? Como podrán ver, las plataformas solo permiten la monetización de un servicio brindado por una persona, la Ley Federal del Trabajo en ningún momento prohíbe brindar servicio de chofer con automóvil y un factor a favor del gobierno es que estas plataformas han regularizado y fiscalizado a muchos que daban el servicio de forma personal sin contratos reales, como choferes domésticos, etc.

También son una fuente de trabajo, algo que hoy en día atañe a los mexicanos, ya que las instituciones tampoco han apoyado para generar nuevas oportunidades.

En temas de seguridad, definitivamente las plataformas son mucho más seguras, ya que el personal que brinda el servicio esta registrado, al igual el automóvil, permite el monitoreo del trayecto en tiempo real y tiene un registro exacto del servicio brindado. Al ser un servicio brindado por personas, no están exentas de que estas incurran en alguna falta, lo cual no es responsabilidad de la plataforma de monetización. Pero la incidencia es mucho menor que las reportadas en contra de taxistas públicos o supuestos.

La calidad en el servicio es drásticamente mejor, desde la higiene, el estado del automóvil, presencia e imagen del personal, hasta tarifas claras, sin importar el horario de servicio. Con esto se evita las famosas tarifas fantasma, típicas que aplican a los usuarios en las madrugadas sin usar taxímetro algún instrumento tarifario real.

Lo mejor es que el uso de las plataformas no es obligatorio, es por elección personal, la gente ha mostrado su preferencia, por lo que el gobierno no debe de intentar penalizar o limitar a estas, mas bien, deberían de buscar una forma regularizar de forma correcta a los taxis, que probablemente ya un medio de transporte anacrónico y decadente, ya que la tecnología hace que la competencia sea mucho más eficiente. 

Con información de: Televisa Regional

ANB