El ‘Aleti’ conoce a Robin Hood en México

30 abril, 2021

Foto: TUDNCompartir Foto: TUDN

Puebla, México

El 13 de Marzo del 2017 el Atlético de Madrid, mejor conocido como ‘Aleti’ por el característico grito de apoyo de sus fans en España, hacía oficial su llegada a México a través de la compra de acciones del Club San Luis, lo que convertía al club mexicano, en el hermano menor del equipo dirigido por el ‘Cholo’ Simeone. Lo que nunca se imaginaron en ese entonces, ese que con esa negociación, conocerían años después al mítico Robin Hood.

Nunca sospecharon que aquel valiente arquero inglés de la epoca medieval, no es otro que la FEMEXFUT. La que a partir de este torneo, decidió ponerse el curioso trajecito verde, con el objetivo de quitarle a los ricos para dárselo a los pobres. Ya completó su primera misión.

El encargado de sacarle el botín a San Luis, fue Pachuca. Los Tuzos le pusieron una tunda al cuadro potosino y los golearon sin piedad 5-1, en el inicio de la Jornada 17. Dobletes de Roberto de la Rosa y de Erick Sánchez, le fueron dando forma a una dolorosa derrota que le costará a los dueños del San Luis y por asociación, a la directiva de los Colchoneros en España, 120 millones de pesos por concepto de multa, tras ser últimos del cociente.

120 millones que serán repartidos entre clubes de la Liga de Expansión. Así la Liga BBVA Mx pone en marcha su plan de quitarle dinero a los ricos, para regalárselo a los pobres. La idea de origen no suena tan descabellada, el dinero no va a las arcas de la federación sino que será utilizado para el desarrollo de clubes más pequeños. El tema es que ese desarrollo, debería tocarle a la propia federación y no a unos cuantos clubes. Y es que, aunque la directiva del Atlético de Madrid tiene dinero, seguros estamos todos que no le debe haber hecho ninguna gracia invertir dinero en un club mexicano, para terminar haciendo un “papelón”, sumando la miserable cantidad de 12 unidades en 17 jornadas y pagando una multa millonaria. Si los españoles deciden dar marcha atrás con su proyecto de expansión en México, San Luis, el rico que ayudo a los pobres, se quedaría sin dinero.

Su único consuelo es que no van solos. Robin Hood aún acecha a dos clubes más, Atlas y Juárez están a nada de conocer al legendario héroe-villano.

El fútbol mexicano no es fácil de entender. Sus formas son poco comunes. Generalmente no se rige por el desarrollo deportivo. No buscan ser la liga con mejor fútbol en el mundo, buscan ser una de las que mas ingresoso genere. Las reglas cambian constantemente en función de intereses comerciales de un pequeño grupo, lo cual no está mal. La Liga BBVA MX no es un programa de gobierno, ni una fundación, ni un proyecto altruista. Es un club privado y selecto, donde empresarios poderosos arriesgan su dinero a cambio de divertirse con el fútbol, mientras tratan de recuperar su inversión y de generar más ingresos, con nuevos negocios. Pero quizá esto no lo sabía el Atlético. Ahora ya. Si los madrileños quieren destacar en la Liga BBVA MX y no salir huyendo antes de que Mr. Hood los vuelva a ‘sablear’, deberán entender rápidamente las cambiantes reglas del juego, al interior del mismo juego.

Luis Tamariz