Malinchismo; el rival más duro del Canelo

21 diciembre, 2020

Foto: TUDNCompartir Foto: TUDN

Puebla, México

Ni Golovkin, ni Smith, ni algún otro. El rival más fuerte que ha enfrentado Saúl Álvarez en su carrera, es el malinchismo.

Desde su casa, México, le llegan las peores críticas de cientos de aficionados que llevan años repitiendo las mismas frases. “Es un inflado de la televisión”, “le ponen rivales a modo”, “el día que le pongan a… (cualquier rival que se les ocurra) se acabó su carrera.”

La realidad es que hoy, el mexicano es el rey del boxeo. Pocos tan ganadores y versátiles como él. Ha sido campeón en cuatro categorías diferentes y hoy que se atrevió a subir a un peso que no es el suyo, donde hay rivales que le sacan más de 15 centímetros de altura como Callum Smith, sumó dos cinturones más.

Ante Smith, vimos a un Saúl extraordinario. Acosando e intimidando, con su 1.75, a un gigantón de 1.91 m. Persiguiendo por todo el cuadrilátero al campeón de la categoría y castigándolo sin piedad. Sí, porque para quienes no lo saben, ‘no le escogieron el rival’, retaron a quien tenía los cinturones. A quien se ostenta como el monarca de la categoría.

Ciertamente, al inicio de su carrera, ‘Canelo’ fue respaldado por Televisa, para hacerle una gran campaña de promoción. Pero detrás de esa campaña, había también un peleador con un talento brutal, que al paso de muchos años, ha ido puliendo, mejorando, corrigiendo y desarrollando.

Hoy ya no es aquel jovencito que Televisa buscaba dar a conocer. Hoy han pasado muchos años de que dejó a Televisa y lo que menos necesita es campaña. A él, se fueron sumando tantos medios como hay en el mundo del boxeo, nacionales e internacionales y las críticas de sus propios paisanos siguen llegando, con el mismo cuento. Dejando en claro que el conocimiento sobre el boxeo es pobre, o que ni siquiera ven las peleas y solo se le critica por se mexicano y haber sido respaldado por Televisa.

Canelo está hecho, un peleadorazo. Aguanta golpes como pocos, pero ahora, esquiva muchísimos más, con movimientos de cadera, cuello y un gran juego de piernas, y eso, se llama boxear. Hace fintas, tira combinaciones, tiene mucha movilidad y una gran defensa. Pega fuerte y es atrevido. Se adapta a rivales altos y pequeños. Igual gana con el uppercut que con ganchos o con rectos.

Así fueron pasando los Golovkin, los Jacob, los Chavez Jr. y cuanto rival, que la propia afición inflaba y daba como amplios favoritos sobre el mexicano, sin hacerle cosquillas a un Saúl que poco a poco se fue convirtiendo en el mejor. Eso sí, con la gran reserva de que Floyd Mayweather está retirado. El único peleador que sí ha demostrado ser mejor que Saúl. Más que ver una tercera edición contra GGG, que nunca ha estado cerca de ganar, sería increíble ver si el ‘Canelo’ de hoy, ya tiene la madurez para vencer al invencible Mayweather.

Luis Tamariz