Cada que la vida te siente, ¡corre!

4 mayo, 2019

Fotografía: Claudette AbdalaCompartir Fotografía: Claudette Abdala

Trotar o correr, la mejor opción para vivir feliz 

Los seres humanos somos una caja de sorpresas y parte de esa gama se refleja en los sentimientos. Es muy difícil que por muy positivos y maduros que seamos mantengamos un estado de felicidad absoluto. Esa así, como debemos buscar algunos elementos externos que contribuyan a aumentar el porcentaje de momentos alegres en nuestra vida cotidiana. 

El punto que trabajamos hoy, es el salir a caminar, trotar y si se puede, correr, una actividad aeróbica que libera endorfinas y toxinas dañinas para el organismo, que según varios especialistas si son expulsadas del cuerpo, contribuyen a mejorar tu estado de ánimo automáticamente.

Cada que uno se sienta, se acuesta o se recarga, el cuerpo fácilmente inicia su proceso de descanso, pero cuando este sobrepasa su límite de horas, el organismo y metabolismo se acostumbran ocasionando un arranque de la actividad mucho más complicado. 

Te recomiendo avanzar diariamente de manera literal, no digo que no descanses, es válido hacerlo, pero dentro de tu agenda debes tener tiempo disponible para salir a la calle por gusto y no por trabajo; planear correr y respirar el aire para ayudarte a valorar la vida. 

Si mueves tu mente, mueves tu cuerpo.

Si mueves tus manos, mueves tu flojera.

Si mueves tus hombros, mueves tu estrés.

Si mueves tus piernas, mueves la grasa acumulada. 

Si mueves tu apatía, mueves tu vida.
Por ello recuerda, que cada que la vida te siente, ¡corre!

Rodrigo Balderas