ASESINAN A SACERDOTE DEL EJIDO SANTA ADELAIDA

23 agosto, 2019

Compartir

Tamaulipas, México

La iglesia católica en Matamoros está de luto, la tarde – noche del pasado jueves fue asesinado con un arma blanca Martín Guzmán, padre de la iglesia Cristo Rey de la Paz ubicada en el ejido Santa Adelaida.

Los hechos ocurrieron en el templo, el cuerpo del cura quedó bañado en sangre frente a la entrada principal de la parroquia.

Habitantes compartieron que el padre gritó pidiendo auxilio, al escucharlo la gente se apresuró a ayudarlo y fue trasladado en un vehículo particular al hospital general pero desafortunadamente falleció.

Consternación tristeza e impotencia es el sentir que embarga a los vecinos de ésta comunidad.

Juan Martín Tejeda, canciller de la Diócesis de Matamoros comenta “con profundo dolor participamos el lamentable fallecimiento del presbítero, José Martín Guzmán Vega, del que ya las autoridades competentes han comenzado las investigaciones para esclarecer los hechos y hacer justicia, en tanto expresamos nuestras condolencias a la familia Guzmán Vega y a la comunidad de la parroquia Cristo Rey de la Paz del ejido Santa Adelaida e invitamos a todos a unirnos en oración para pedir por el eterno descanso del padre Martín”.

Los habitantes de ésta comunidad lamentan ésta triste pérdida.

A todos ayudaba, en la mañana cuando me dijeron agarre la bicicleta y me vine, estuvo cuando falleció mi esposa, me apoyó con mis hijos, la verdad me duele bastante”.

“Muy bueno, era muy bueno, ya tenía años aquí”.

“Nadie se imaginó que iba a pasar esto, yo estaba en el coro, siempre lo miraba los domingos”.

La Diócesis de Matamoros espera que las autoridades correspondientes realicen la investigación pertinente y den con el responsable de la muerte del padre Martín Guzmán.

“Nos tenemos que sujetar a lo que las autoridades competentes están haciendo respecto a esto”.

Un sacerdote que se convirtió en parte de ésta comunidad en parte de cada familia que aquí habita.

“Aquí vecinos, lo teníamos enfrente, venía a comer a la casa con mis tíos, ya tenía aquí cerca de 10 años… misas alegres, a lo mejor no como todos los padres, pero a su manera te hacía ver, te hacía sentir”.

El padre Martín Guzmán era originario del estado de Michoacán y tenía 16 años de servicio en la iglesia católica, los últimos 10 años en la iglesia Cristo Rey de la Paz. Tenía la encomienda de visitar a los reos del penal de Matamoros ubicado en el ejido Santa Adelaida.

El canciller de la diócesis señaló que se pretende los restos sean velados en el templo donde estaba presidia.