Andy Ruiz le devuelve credibilidad al boxeo

3 mayo, 2021

Foto: TUDN Compartir Foto: TUDN

Puebla, México

Su aparición espontánea le dio frescura al mundo del boxeo. Fue el cuento de hadas. El peleador que se encontraba alejado de los reflectores y sin forma física óptima, de pronto recibió la oportunidad de su vida de pelear por un título mundial. No la dejó pasar, por el contrario, ganó y se proclamó campeón, lo que emocionó y puso de cabeza al medio boxístico.

La anécdota vendió y gustó, pero también, puso en duda la credibilidad del boxeo. Cómo un tipo sin un buen trabajo físico y sin disciplina, logró vencer a un boxeador líder en su categoría, como Anthony Joshua, quien presume un cuerpo sumamente atlético. La revancha lo exhibió. El excampeón recuperó su cinturón de una manera más sencilla y mostró la superioridad que veíamos a simple vista.

Esta segunda pelea acrecentó las dudas respecto a un supuesto arreglo para que Ruíz ganara y vendiera. Sin embargo y para fortuna del boxeo, el propio Andy se encargó de devolverle un poco de credibilidad. No desapareció del mapa. Pidió ayuda al equipo del Canelo Álvarez y demostró que sí tiene disciplina y que sí es un boxeador.

El estadounidense de ascendencia mexicana bajó 25 kilos y logró soportar la rutina de una atleta de élite. En el cuadrilátero, ante Chris Arreola, se vio diferente. Con la misma garra y actitud valiente, pero con mayor rapidez y movilidad. Mucho más ágil de piernas y de cintura.

Al final, aunque no pudo noquear, sí terminó ganando por decisión unánime y con una clara ventaja. Al final, el mensaje que deja después de tres peleas es muy bueno. Si bien, mostró que los casos fortuitos pueden ocurrir, como su primera pelea de campeonato mundial, sin disciplina sin orden, sin trabajo y sin sacrificio nada dura.

Andy Ruíz pasó del cuento de hadas, a una película seria y real donde a base de trabajo, va ganando credibilidad ante una castigada afición al boxeo.

Luis Tamariz