14 septiembre, 2019

Foto: Jovana OrtizCompartir Foto: Jovana Ortiz

Puebla, México

San Luis llegó a Puebla con Gustavo Matosas como nuevo técnico y venció 3-1 a La Franja en el arranque de la Jormada 9 de la Liga Mx.

Puebla fue el de siempre. Lejos de un buen funcionamiento y con poco control de las emociones. Frustración le llaman.

Arreola enfrentado a la tribuna con ademanes, Alustiza en el suelo y reclamando, Vidrio encarando al árbitro y hasta un expulsado. Es increíble la manera que tiene Puebla para evidenciar sus carencias. Solos se ponen la soga al cuello. Desde el inicio mostraron distracciones.

Corría el primer minuto de juego cuando ya se habían equivocado. De forma increíble San Luis se adelantó con un gol de Nicolás Ibáñez quien inexplicablemente apareció solo en el área para rematar a placer y mandar adelante a los visitantes. De esta forma, la escuadra de Gustavo Matosas ganaba sin despeinarse pronto en el partido.

Puebla intentó reaccionar pero careció de orden. Más voluntad que idea. Por ahí un tiro de lejos que no inquietó al portero. San Luis entonces tomó el balón y se fue al frente. Intentó meter en problemas a la zaga camotera y lo logró. Primero Vikonis salvó una y luego vino el segundo.

Una jugada de toques de lado a lado del área hasta que el rechace fue colocado para Óscar Benítez quien le pegó duro y colocado al poste izquierdo de Vikonis. Era el minuto 21 y ya el marcador era un claro 0-2.
Desorientados los poblanos soportaron los abucheos de sus aficionados que de esa forma les recriminaban el pobre accionar.

Arreola y un gol de fortuito

Cerca del medio tiempo, al 43′, en una jugada desesperada, Daniel Arreola tiró desde lejos con la suerte de que el portero Carlos Rodríguez atajó mal la pelota y se le fué. 

Arreola festejó y se llevó las manos a las orejas en señal de burla a los aficionados que presionaban el mal accionar del equipo con silbidos.

Puebla trató pero nada

La complementaria fue un poco mejor para los poblanos, al menos dieron visos de querer ir por más al ingresar a Acuña y Alustiza, pero poco pasó. Nada más allá de intentos. La muestra más clara fue un mano a mano que tuvo Alustiza con el portero que mandó ya dentro del área, a un lado de la portería.

El resto del tiempo se fue en jugadas de choque y de poca trascendencia. En reclamos de los poblanos, de Vidrio y Alustiza que lejos de ayudar, restaron tiempo.

Los últimos 5 minutos Puebla tuvo dos pelotas en zona de gol, las dos no pudieron ser rematadas. San Luis puso la puntilla en tiempo de reposición (92′) con un tanto de Germán Berterame en tiro desde fuera del área.

El detalle

En el festejo de su gol, el defensa poblano Daniel Arreola relizó ademanes a los aficionados que abuchearon al equipo por su pobre accionar.
Se llevó las manos a las orejas en señal de “no los escucho”. Tras el tercer gol de San Luis, lo volvieron a abuchear.

Patricio Aguilar