2 febrero, 2020

Foto: Especial Compartir Foto: Especial

Acompañando a la franja a tierras hidrocálidas junto con un pequeño contingente de fieles aficionados enfranjados que llegaron al inmueble de estadio Victoria. Se esperaba que a pesar de las ausencias por lesión o suspensión, Club Puebla mostrará una cara más competitiva.

En la primera jugada se percibió esa ansiedad a la ofensiva. Y en la segunda acción del encuentro el arquero Hugo Gónzalez dejaba por lesión el juego y Yosgart Gutiérrez tomó su lugar. Pero nunca tuvo ocasión para mostrarse ya que ni Zaldívar ni Polaco lo exigieron.

Vikonis sí que tuvo preocupaciones pues las descargas eléctricas de Necaxa eran constantes. Una de ellas que terminó con remate a las redes de Mauro Quiroga pero el VAR lo anuló por falta previa. Justo antes del descanso el propio Quiroga insistió en ensañarse con la red poblana y mandó el balón a guardar, con dudas el árbitro no concedía pero validó tras revisión del VAR.

En el segundo tiempo Osvaldo Martínez ingresó para tratar de enderezar  el camino de la Franja, pero las esperanzas se agotaron con el gol de Diego Chávez y se decreto así la segunda derrota en el torneo para los de la Angelópolis.

“Debemos replantear cosas, pero no en base a la desconfianza sino con convicción en lo que hacemos en defensa y al ataque. Si vemos el vaso medio lleno nos vamos a llevar buenas sensaciones. Ahora si somos pesimistas más de uno de va a frustrar.”

Juan Reynoso, DT Club Puebla

Leonel Trejo