17 de octubre, jueves negro en Culiacán

18 octubre, 2019

Compartir

Sinaloa, México

El 17 de octubre quedó marcado como el jueves negro en la capital del estado.

El reloj marcaba las 3:00 pm, cuando en Culiacán se empezó a escuchar unas series de detonaciones.

Balacera, autos incendiados, fuga de reos, fue el resultado del operativo que implementó la Secretaria de la Defensa Nacional.

Las horas transcurrieron en un clima de asombro, incertidumbre y temor entre los ciudadanos.

Este viernes 18 de octubre, las calles lucieron desoladas, no hubo toque de queda, pero por seguridad la ciudadanía optó por no salir por miedo a que se desate una nueva balacera.

Las clases fueron suspendidas a través de la Secretaría de Educación Pública, los comercios paralizaron sus actividades.

Como pocas veces, el primer cuadro de la ciudad lució vacío. Los comercios optaron por cerrar sus cortinas.

El resto de la ciudad intentó regresar a la normalidad; en el Desarrollo Urbano Tres Ríos, sobre el bulevar Enrique Sánchez Alonso, hubo presencia de elementos de seguridad pública que resguardaron la escena del crimen.

El asfalto cambió su color por el tono rojo, producto de la sangre derramada en los enfrentamientos.

Sobre las calles que comprende este sector, se apreciaban decenas de casquillos percutidos.

Incluso las balas, alcanzaron comercios y casas.

En cuanto a los bloqueos, a casi 24 horas de este suceso, las actividades en el aeropuerto y la central de autobuses se reanudaron.

La vida cotidiana de la capital del estado este 19 de octubre se paralizó, la ciudadanía se pausó y esperan pronto regresar a la normalidad.

Brenda Norzagaray